Pelutips para ser mejor cocinera (o)

Escrito en 10 febrero 2021


1. Afila tus cuchillos
Porque no hay nada más odioso (y peligroso) que intentar cortar con cuchillos sin afilar. Así que agénciate de un buen afilador o, mejor aún, haz que los afile un profesional de cuando en cuando. Ya verás qué maravilla.

2. Utiliza siempre aceite de oliva virgen extra

Porque por la diferencia de precio, obtienes un aceite de una calidad muy superior, que resiste mejor las temperaturas y el paso del tiempo, es más sano y, vaya, está mucho más bueno y sabroso.

3. Despeja tu area de cocina
Sin querer, tendemos a acumular cosas sobre la encimera. Botes, tostadoras, microondas, máquinas de café, picadoras, batidoras… tenemos tantas cosas en la cocina que acabamos teniendo que pelar y cortar papas en un rincón. Despeja tu cocina, guarda todo lo que no uses a diario y trabajarás mucho más a gusto.

4. Al hacer pasta, espera a echar la sal hasta que el agua empiece a hervir
El agua con sal tiene un mayor punto de ebullición y un mayor calor específico, por lo que tardará más y gastará más energía para calentarla que si la añadimos cuando rompa a hervir.

5. Ten siempre papel de hornear
Para el horno, es mejor que el papel de aluminio en muchos casos, tanto para postres como para recetas saladas. Es muchísimo más resistente (no se rompe ni desgarra) y no se pega nunca, perfecto para carnes, pescados y verduras.

6. Planta tu pequeño huerto urbano con hierbas aromáticas
Hierbabuena, albahaca, romero, perejil, cebollino… unas cuantas macetas en una ventana soleada forman un huerto urbano que te garantiza un suministro constante de deliciosas hierbas aromáticas que darán vida a todos tus platos.

7. No te olvides poner la tapa de las ollas
Verás lo rápido que hierve el agua en comparación con no taparla (y lo que ahorras en electricidad o gas).

8. Apaga el horno antes de que termine la cocción
Y aprovecha el calor residual para acabar de cocinar los alimentos, es tontería dejar un horno caliente vacío.

9. Deja que se templen los alimentos antes de guardarlos en la nevera
Meter cosas calientes en la nevera o el congelador puede hacer que suba mucho más de lo esperado la temperatura, llegando a poder descongelar los alimentos cercanos.

10. Si compras hierbas aromáticas frescas, congela las que te sobren
Las hierbas aromáticas se pueden congelar sin perder sus propiedades. Preferiblemente ya picadas y al vacío o bien envueltas. Así será sacar y empezar a utilizar.


 


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Abrir chat
Hola!
Quieres publicidad efectiva?
Comunícate, tenemos el plan ideal para tu Empresa o Negocio.